Camiseta con volantes

En el tutorial de hoy vamos a customizar una camiseta básica, transformándola  y dándole un toque muy a la moda.


Hoy os voy a explicar una manera de hacerlo, par mi gusto la más segura, pero podéis encontrar maneras más sencillas de hacerlas (¡o si queréis os la cuento otro día!).

Con lo que os voy a explicar hoy podríamos hacer también otras camisetas, pero lo dejo para otro día. ¡Hoy vamos a lo que vamos!



MATERIALES:


  • Para el patrón: papel (lo que tengáis por casa, incluso un par de folios os puede servir), lápiz, tijeras de papel, goma de borrar, maquina de hacer punta, cinta adhesiva.
  • Para coser: Tijeras (de hilo/de tela o lo que tengáis), hilo y aguja, alfileres, rotulador de tela, cinta métrica y regla.
  • Camiseta para customizar
  • Tela a conjunto con la camiseta: en mi caso es una tela de algodón un poco elástica.
PASO A PASO:

Empezamos con el patrón. Igual que os expliqué cuando hicimos la falda, cuatro nociones básicas: para sacar una pieza hacemos dos patrones, la parte delantera y la parte trasera. De estos hacemos tan solo la mitad para que sea lo más simétrico posible (aunque el cuerpo no es simétrico así es más sencillo).

Esta es una manera de hacerlo y es la que yo os voy a explicar, pero podéis hacerlo como más fácil os parezca.



Primero dibujaremos el patrón. Para ello debemos doblar la camiseta de tal manera que por un lado tenga la costura lateral de la camiseta y por otro lado en centro de la parte delantera primero (y después lo repetimos con la parte trasera).

Repasamos el contorno ajustándonos al máximo a las medidas de la camiseta. Solamente hace falta que repasemos un trozo, hasta el largo que queramos darle a los volantes.


Dibujamos, a nuestro gusto, la forma de la parte de abajo del volante. En mi caso quería que el delantero fuera más largo que el trasero.

Hay que ir con cuidado porque la unión de la parte delantera y trasera debe hacer lo mismo de largo.


Cuando ya lo tengamos claro podemos recortar por las líneas que hemos dibujado.

Ahora solamente hemos copiado la misma camiseta, alterando el largo de ésta, pero no le hemos dado ningún vuelo. Para ello debemos...


 Cortar los patrones. Podemos cortarla en dos o más partes. (Yo lo partí en dos, pero si lo cortáis en cuatro el vuelo quedará más bien repartido).

Para conseguir darle vuelo lo que tenemos que hacer es aumentar la parte de abajo del patrón sin alterar las medidas de la parte superior. Vamos a hacerlo, indistintamente de si hemos partido el patrón en dos o en cuatro, de dos maneras:


1. Modificamos el patrón: colocamos las dos partes del patrón (en este caso la parte trasera) encima de un papel. Hacemos coincidir la parte de arriba, donde va el tirante e intentamos ampliar la parte de abajo (tiene que formarse un triángulo en medio de las dos piezas). Redibujamos la parte de abajo dibujando una línea curva que una el patrón.
Enganchamos con celo y recortamos.

2. Redibujamos el patrón encima de la misma tela: el procedimiento a seguir es el mismo que en el paso anterior, solo que nos ahorramos redibujar encima del patrón. Eso sí, si te gusta la forma que le has dado al volante será complicado volver a repetirlo.

En cualquiera de los dos casos:
  • Colocamos el patrón encima de la tela.
  • Esta tela debe estar por el lado del revés y doblada por la mitad. Os recomiendo, además, que esté doblada al bies para que el volante tenga más caída.

Cortamos las dos piezas dejando 1 cm o 1,5 cm de margen de costura. (En la parte de abajo en realidad no hace falta, al final veréis por qué).


Colocamos las piezas encima de la camiseta.

Con la camiseta del revés y la tela del volante también del revés vamos colocando resiguiendo el contorno y colocando alfileres y/o haciendo una embasta.


¡Ojo! Los tirantes, al contrario que en la foto de más arriba, tienen que quedar para abajo, escondidos entre la camiseta y la tela del volante.


Cuando coloquemos la parte trasera y la delantera de los volantes hacemos coincidir por los laterales y aseguramos con alfileres y/o con una embasta. (Teniendo en cuenta que el tirante quede bajado, ¡no como en la foto!)


Cosemos, primero de todo, los laterales que unen la parte delantera y la trasera. Después cosemos todo el contorno, tan arriba como sea posible.


Giramos la camiseta y también el volante. Vamos a tener que volver a coser de manera que el volante quede fijado hacia delante (Así, además, no quedará la costura a la vista).
Así que colocamos alfileres y/o hacemos una embasta, de nuevo.


Hacemos la segunda costura, esta vez no tan al extremo y solo del contorno. Procuramos que los tirantes queden bien colocados.

Solo nos queda la costura del bajo...

Al principio pensé en hacer dobladillo, pero entonces la caída del volante no quedaría igual, así que pensé en hacer un zig-zag. (si tenéis una overlock no hay de qué hablar...)


Para la costura de delante pensé en usar la posición "1" para hacer ojales (no es sino que un zig-zag, pero más pequeño).


Otra opción és hacer un zig-zag, lo más pequeño posible, pero no queda tan fino como la otra opción.

Sino hacéis dobladillo, como os decía más al principio, no hace falta que dejáis margen de costura en la parte del bajo.

Y nada, ya lo tenemos!!







Ale pues, ¡a lucirlaa!

No hay comentarios:

Publicar un comentario